"mariposa, tu eres el alma de los guerreros..."

viernes, 24 de agosto de 2012

Arráncame del pecho este compás tan vulgar
sácame de las venas nuestros paisajes imaginando el mar
Arrastro mis pies donde mi cabeza echa a volar
Cariño entiende que el amanecer es mi rato de puñales
el huracán abierto a mis ideales.

De gotitas de la más densa miel
sobredosis rebosante de hiel
que esparzo con desdén
sobre los versos que caen en el papel.

Me pueden las ganas de arrojarme al abismo
de saber que el verano nunca será lo mismo
de sangrar en los versos para explotar mis muros
de mirar atrás mejor que mirar a esta mierda de futuro
de caerme del cuento,
de quemarme por dentro,
por volar en los huecos
de mis miedos abiertos
de nadar para siempre en tus ojos entreabiertos.

Y anudarme los huesos
al vaivén de mi tiempo
al eterno recuerdo
de volar sin frenos.
De salir en la foto de los espejos muertos
de los campos eternos
y caricias altivas caminando donde nos hicimos los muertos

Sin volver por la calle de antaño
sin encontrarme con la guerra que exalo
en el campo de batalla donde de rodillas me caigo.
y te encuentro esperando,
bajo la luz de mi barrio
recogiendo los restos de algún naufragio
que dejó corazones abiertos
de tantas despedidas donde no hubo aciertos

El mundo ha seguido girando
y las paredes aún nos están esperando
Para que las derribemos y miremos tras sus encantos

Donde los perdidos nos encontremos
recordemos entonces
que un día seremos eternos
Pero mientras tanto haced pedazos los truenos
ser tormenta que empapa la razón de estos versos
me mojo en mis cuadernos,
y algo se abre paso por el humo de mi infierno.

No detengas tus pasos,
No pienses tras el último trago
vuelve la vista al mundo de los olvidados
Yo camino más viva al principio del sueño
y cuando no los recuerdo se que es porque no tienen dueño
Pero el mundo es cruel y no nos dara tregua
la saliva se muere si no encuentra tu lengua.