"mariposa, tu eres el alma de los guerreros..."

miércoles, 25 de diciembre de 2013

natural

A tí que no eres ni príncipe ni mucho menos azul
porque eres de colores cuando el atardecer te enfoca con la luz
porque eres incorrecto, bruto y tierno
y cuando rabio contra el estado no me tienes miedo
a tí que no te importa quedarte callado
que analizas el mundo de un modo innato
y entiendes la lucha de clases de un modo natural
solo te hace falta mirar despacito las cosas y olfatear
sabes quienes son lo buenos y los malos como un animal

A ti que no temes que alce la voz
y me preguntas que dicen los latidos cuando se encabrita mi corazón
a ti que no te molesta que se me hinche la vena
a tí porque haces que en tu pecho me la sude estar guapa o fea

A tí que no te cansa que hable sin parar
de las bombas que deberían estallar ya
y no me tratas con debilidad
sino con respeto y serenidad
a tí que no necesitas aparentar
a ti que siempre sumas donde yo aprendí a restar.
A tí que no te necesito, sino que te elijo con libertad.
A tí que en tus brazos atada me siento volar.
a tí que traes esperanza en las calles de la realidad
que haces que todo huela a campo a natural
a tí que por tu sonrisa infantil ver estallar
merece la pena no dejar nunca de luchar. 



domingo, 15 de diciembre de 2013

a los que miran



Esperan, esperan encogidos
agazapados reprimidos
esperan en un rincón
creen estar protegiendo su rutina de salón
Arropados, tapados, cegados
silenciados...
se creen calientes, y tienen el corazón ya helado.
Esperan, esperan mirando
escudriñando
agachados
mientras otros
muy pocos,
dan el salto
y ellos esclavos, esperan
esperan a que llegue el vendaval
la tormenta que todo lo va a arrastrar
y se creen atados al mástil de su esclavitud
como si fuera su altar, mantienen su pulcritud
ignoran que de su espera, de sus pies atados
nace la sangre de los apaleados,desahuciados.
Creen proteger su vida, pero ya están condenados.

Esperan sobre su basura de comodidad
pues creyeron que no es posible otra realidad
y ahí murieron,
en aras de calentarse en el fuego del infierno
de seguir sobreviviendo
mientras luchamos por ser algo más que espectros.
¿Sobrevivir, o vivir?

son capaces de asomarse
incluso, son capaces de al mirarnos lamentarse.
y mirar como el torrente arrastra a miles
y gritaran desde la cima
“ oh, pobres ,es una injusticia”
pero continuaran esperando
simplemente mirando
pues si no ven sangre creen que no es tan malo.

Están parados
esperando a que los verdugos les remienden los harapos
quieren ser parte de la danza de los tiranos
aunque cuando hablen contigo se harán pasar por humanos,
Solo desean que los eleven del suelo donde caminan sus hermanos.

Se afanan por no ser salpicados
y para justificarse te llamarán amargado
pero su tristeza de vida les ha condenado
pues solo quieren seguir alzados
a sus cuerdas, como marionetas, bien atados,
Sobreviven entre toneladas de basura
que es su comodidad, su tortura.
Pero yo quiero vivir,
que tengo los labios rojos y no es por su carmín.
En algún lado vencerán los buenos, los humanos
aunque seamos pocos, seguiremos luchando

Así pues, no ladres “oh, pobres que injusticia”
cuando pongas las noticias,
si cuando a tus compañeros los pisan
tu solo esperas, tu solo miras.

domingo, 1 de diciembre de 2013

la rutina del sol



Y no es que antes no estuvieran
y no es que antes no olieran
y no es que antes no tocara
es que la bruma todo lo enturbiaba
y no había tiempo para paradas
en medio de la nada
para mirar las estrellas sobre mi corazón volcadas
ni tampoco había ganas
porque el infinito de la noche
redoblaba en sus campanas
anunciando la muerte de mi aire a bocanadas

Pero hoy las estrellas dan luz a mis espadas
vienen esas ganas de alzarlas
y no es que antes no luchara
pero ahora cada lanzada
tiene un nombre en su clavada
un sentido en su estocada
tus caricias en mi mañana
mis razones en tu espalda
tu paz, tu pausa en cada palabra
tus ojos clavados en mi pupila dilatada
mientras tus manos me desnudaban.

Y no es que antes la montaña no recortara
y no es que antes el atardecer sobre la sierra no se desangrara
pero donde antes a solas lloraba
el ocaso se rinde en tu mirada
pues aunque muera el sol cada tarde helada
se que volveremos aquí juntos mañana
y no lo tememos pues viene la noche estrellada

El sol siempre hace la misma rutina
y siempre con la misma pasión ilumina
así es contigo el día a día

No es que antes durmiera
es que las siestas contigo en el campo
aunque sea invierno y alrededor esté helando
en tus brazos es siempre primavera.
Curiosos sobre nosotros los buitres vuelan
ya pueden estar a la espera
que no les daremos el gusto de que esto muera.

lunes, 25 de noviembre de 2013

los patos del río, sin más


no se si todo pasa demasiado rápido
o espero equivocarme y que sea lento
dónde está aquel ático
donde tocaba las estrellas con el dedo.
Hay un precipicio asomando al miedo
y no puedo evitar que se encapote el cielo
repite en mi cabeza la pregunta como eco
dónde están las estrellas llenándome los huecos
el madrid vencido y contaminado, viene a vernos.

Sin más
la piel rozar
sin más la nariz husmear
sin más, sin echar la vista apresurada atrás
que no vuelva esa sensación más
terror al sin más

El frío es demasiado desolador
anda jugándosela con la rutina
y aunque son solo instantes en la ruina
son como un ciclón devastador

una mujer se asoma al río
y saluda a los patos dejando escapar su vaho de frío
yo sonrío
me aferro aterrada a cualquier flor en la basura
que conformista me vuelvo cuando se acerca la bruma




necesito tus olas para llenar la tierra con mi espuma

domingo, 17 de noviembre de 2013

el gris

La sequedad en el salpicón de agua
sin gotas que hinchen la arena
la inmensidad de la noche en la montaña
dejando al gris la puerta abierta,
la estampa de las casas parece una postal muerta
el frío retiene a las pasiones como esclavas
demasiada dosis de lo que hay fuera
las estrellas lucen demasiado apagadas

Mirar y sentir lo descomunal
es enorme el paisaje que abre la soledad
en la que me he parado a pensar
no hay voces, no hay ruidos, la noche se deja estar
todo ruido esconde silencio al final

Me pregunto porque me resulta tan fácil
(el pasado mojó el hoy)
sentirme así de frágil
que roca más desmenuzada soy
cuando el remolino intrusivo se aventura ágil

Monstruos de la desidia
empujando mi lágrima hasta mi barbilla
y gotean derrotadas en sus maravillas
las ideas descontroladas de Alicia.
Es el apogeo dormido de contar los días
el terminar de la jornada sin oír al tren repicar las vías
pues no se mueve nada
y huele la noche a la última parada.

Querer estar
en cualquier otro lugar
donde los segundos no teman a la eternidad
sin el miedo de que mañana todo se vuelva a replicar.
Acelerar, frenar, escapar,
al final solo dormir
sin tener claro quien soy, ni fui. 
me temo 
que no tolero
ni un instante sin sentir

sábado, 16 de noviembre de 2013

mi corazón

Me noto tirante el corazón
en tensión
estirando sus lindes
espirando sus cicatrices
siempre sin veredas
nunca supo palpitar entre fronteras
y crece para hacerle hueco a las trincheras
para que quepan
todas las pisadas borradas
todas las cunetas enterradas
todas las manos encalladas.

Cómo explicarte que quiero que me duelan
pues no se hicieron mis latidos para ignorar las aceras
no se hizo la sangre para fluir entre cadenas.

Para qué tener un corazón
si no lo va a encabritar el dolor
si no va a latir más fuerte con el roce de tu voz.

Se me está dando de sí
para que entren todas las puertas derribadas
todos los golpes de familias desahuciadas
todas las presas injustamente encarceladas

Tengo que hacerle hueco a millones de niñas palestinas del abrigo rojo
a los obreros en lucha donde mi puño encojo
a las activistas que pelean y que ni siquiera conozco
a las mujeres que son para el patriarcado un estorbo
a la certeza de familias sin casa cuya existencia no soporto
a las flores que se alzan entre los escombros

para que sino, un corazón tener
a pesar de tantas manos que lo quieren encoger
que quieren hacerlo pequeño y negarle a ver
que quieren que no traspase la realidad más allá de la piel.
Y cuando está a punto de rendirse
el corazón a punto de partirse,

lo estiro un poco más
para que entre el tuyo oliendo a natural
tu corazón, tan sereno y tan brutal
que no lo frena ningún dolor,
para entrar hasta el fondo de mi calor,
que palpita en tu sonrisa
que se hace caliente cuando juntas nuestras tripas
que se esparce por mi sudor
cuando se desintegra en tu temblor

Esos escalofríos que desenmascaran tu fragilidad
haciéndole la burla a la fuerza de tu vaivén en vendaval
a tus brazos en tensión rodeándome
a toda la fuerza de tu cuerpo manejándome
empujándome, el corazón estirándome
tira tu corazón del mio como una cuerda
como una roca suave que deja caer sus piedras
roca con hielo que no tarda ni un segundo en resquebrajarse
con solo rozarle.

Mientras hacemos el amor
pareces empeñado en llegarme al corazón,
Temblor, espasmos, tu respiración,
mi fragilidad
tu calor, tus caricias y después la eternidad.
La serenidad, la paz, la más real.

Los latidos que dolían siguen palpitando
los gritos lo siguen ensanchando
pero ahora que estás dentro
que agrandas mi corazón hasta el extremo
ya no tengo miedo
a enfrentarme a todo aquello
aunque la injusticia del día día se empeñe en encogerlo
contigo cerca, tengo el corazón de motivos repleto 

que nunca se vaya esta sensación
mi corazón...

que rabien que se retuerzan
que nos enamoramos estando en guerra

jueves, 7 de noviembre de 2013

como si nada...




Mi calle,
retorciéndose en el silencio
de un otoño cálido, denso
de una noche lenta
pero el silencio hiela.

Los gatos de siempre ahí están, a la espera
de la noche que los ilumina a través de la verja
temerosos de las manos que a su vez les dan comida
pero cierran sus fronteras,
para frenar su huida.

¿Estará el resto del mundo en este silencio?
en alguna calle de esas ciudades saturadas de miedo
huecos infinitos de silencio
donde el color de la noche se vuelve intenso
pesado y eterno.
y las farolas parecen guardar algún secreto
como un ojo entreabierto
como una sonrisa altiva que esconde algún miedo

Camino lento
mis ojos se humedecen con el inapreciable viento
estoy cansada
la calle tan calmada

Tan cálido y conocido el paisaje
tan sola entre nadies
la soledad me entiende como nadie
no le tengo que poner caras para fingir que me se los pasos del baile
no me reprocha por pisarle
mi torpeza no le importa a mi calle
me vio crecer
sabe de mis ojos cansados de intentar ver
de ganar y también de perder

Llego a la puerta de mi casa
¿subo o le regalo al cielo una mirada?
está tan serena, tan inapreciable, tan desapercibida
las estrellas parecen hoy cohibidas.

la noche tan calmada, sosegada...
como a mi me gustan las cosas
sin llamar la atención ni de la nada

En las rocas que están frente a mi casa
me tumbo unos segundos
las estrellas parecen más pequeñas y me preocupo
y el silencio se vuelve ensordecedor
atronador
abrumador
guarda un ruido de mil frases
¿estarán pidiendo auxilio los nadies?
de mil sonidos
¿son voces o rugidos?
de mil melodías
¿entonan armonía o desafinan?

No puedo entenderlo
y me desespero
¿qué me quiere decir su eco ?
no lo se
solo sé que el barullo del silencio me da ganas de llorar
se mete por mi nariz y mi pecho se comienza a hinchar
qué hacer, que entender, por qué luchar...
hoy no lo se …
tampoco ayer...

algo primario
algo de dentro, muy humano
me hace tocar la piedra con las palma de mi mano
la aprieto para meter el calor de la roca hasta dentro
es mi roca, es mi casa,
quiero sentir lo que guarda...
la roca a su manera me abraza...

pasa alguien paseando al perro
se acabó el efímero momento
me levanto como si no pasara nada
huyendo de cualquier mirada
de cualquier voz humana
hoy no me apetece
me subo a casa

viernes, 1 de noviembre de 2013

agotados de soñar


Lo agónico de escribirle hasta el delirio
a un horizonte que nunca me dejará cruzar la linea de su camino
y dónde se esconde lo que anhela mi reprimida voz
si mi tortura es mirar más allá como si arañasen mis ojos
está todo tan lejos en el fondo...

cómo seguir escribiendo con mimo
a un mañana para el que seguro no estaremos vivos
cómo luchar con ahinco
por un mundo que tampoco disfrutarán nuestros hijos

y me detengo y pienso
en todo un pueblo inmenso
saliendo a la calle alzando el éxito
de la bandera del socialismo
empezar de cero tras caernos por el abismo
perdiendo lo que nunca tuvimos
pues nunca fue nuestro el baúl de los tesoros del capitalismo
cuneta rebosante de genocidios.

Ilusos algunos creyeron que fue suyo de tanto mirarlo
y solo hicimos eso, mirarlo

Pero hoy me confieso
parece falsedad luchar por lo que no veremos
o quizás ese es nuestro sacrificio
lanzar semillas hacia el abismo
esperando que no caigan en el olvido
que alguien recoja lo que un día latimos...

por qué horizonte no me das un adelanto
de que de algo servirá que hoy luchemos tanto
de que tantas muertes no fueron en vano
hoy lo necesito
no quiero seguir sintiendome presa en este sitio

y es que hay días que me estremezco cuando tan suave me toca
que me siento culpable cuando sonrío teniendo tan cerca su boca
porque pienso que siguen muriendo entre las manos de la voracidad
aquellos bañados con el calor de la humildad
que está agotada de tanto dejarse atrapar
de tanta compañía con el verbo derrotar
hoy necesito saber que algún día vamos a ganar
que algún día el hambriento no soñará con pan.

martes, 29 de octubre de 2013

Algunas de las cosas que no quiero saber

No se escribir corto
no se leer lento
no se cerrarme la boca
cuando golpean a mi pueblo
no se caminar ligera
no se parecer primavera
soy más de embarrarme en tierra
que de pisar de puntillas las aceras

No se humanizar opresores
no se calzar tacones
no se mirar mi sierra sin pensar en rojos batallones

No se sumar estrellas
se verlas a cada una diferente, a cada una bella
no se vivir en paz cuando otros nacen con el sonido de la guerra 

no se mirarte a tus ojos
sin pensar en esos tontos
que aman a medias y poco a poco
...

una forma de ganar

Una mueca, un no se que
y su sonrisa habla de vencer
Yo a ratos que no me se donde esconder
del miedo que me da perder
del pánico de lo que el mundo parece acontecer
mentiras, odios, desprecios, rutinas
afónica la voz tras las consignas,
soy idiota y me recreo en la basura del alrededor
esta conciencia está siendo presa del temor a perder.

y llega su sonrisa
como si se hubiera declarado la guerra
como si fuera una bomba, como si ardiera una hoguera
y todos mis tiranos quedan fuera


Soy ese manojo,es mala hierba
a veces a conciencia en algún que otro jardín
otras me crece la raiz
en mi propio campo
y yo misma me asalto

Las flores empiezan a quedar atrapadas
y entonces, cuando se nubla mi montaña
asoma la nariz
pone cara de quererse reir
y estalla, estalla a sonreir
y todas las enrredaderas que me atrapan se empiezan a partir
aquellas que me aprietan como el verbo rendir
aquellas que me podrían hacer morir
incluso aquellas que me atan a combatir
Me libera de todas
su sonrisa infantil

Sortea mi derrota
mi boca se despoja
del miedo que se vuelve otoño en mis hojas

Todo me parece incierto
y su sonrisa parece esas frases que recuerdo
de aquellas mañanas con mi cama llena de cuentos

me recreo en mi mala hierba
pero tu sonrisa me desenreda .

Voy haciendo volteretas
mientras te pienso en las aceras.

Golpeando mi ánimo contra la mugre de la ciudad
y aparece tu sonrisa y todo lo empieza a iluminar
aún no ha salido el sol y me vienes a saludar
despeinado y recién dormido
y haces que volver a la cama contigo sea mi único anhelar
que tregua a este corazón preso del batallar.


La sierra ya no sabe donde mirar
cuando nos hacemos caricias ante su cristal
y tu sonrisa mientras me coges la cintura
compite con el sol que se pone furioso porque se siente a oscuras

Entrecierras tus ojos
nuestros labios hacen la competencia
al beso del sol en sus cimas
acercas mi cuerpo al tuyo y nos miramos sonriendo
y entonces la ciudad entiende que está perdiendo
y la sierra se pone de nuestro lado
pues sabe que somos sus aliados
y es que nuestros cuerpos abrazados
son bombas en la rutina del asfalto
el atardecer embaucado, se nos esta desnudando.

Tu sonrisa está matando
a todos los fantasmas del pasado
y eso que echo la vista atrás
a mi infancia que siempre guardo en los bolsillos
donde guardo trocitos de papelillos
de esa niña nerviosa
que tu vienes a hacerla sentir hermosa,
cuando echas tu carcajada sobre mi verdad
vuelvo a ser la niña que tanto me he recreado en añorar
que tanto tiempo pregunté donde coño estás
venme a rescatar
y entonces vino tu sonrisa
y me trajo consigo esa niña
que ansiaba en recuperar
es que tu carcajada rompe los lindes de la edad
rompe las cadenas que me quieren aprisionar
esa vida mediocre y burguesa tu carcajada la viene a arrasar
Tantas guerras y tu sola sonrisa es sinónimo de ganar.

Entre la desidia de los dias
su sonrisa es el naufrago de mi isla
como el humo pidiendo auxilio entre las cimas
Entre mi yo alegre y la depresiva,
entre la prematura anciana y la eterna niña
Como la lumbre en la cueva oscura
como la mantan en el que duerme sobre basuras
como el vino cuando hace frío
como la comida cuando ruge el dominio
como la imponente sierra
en un madrid contaminado y en guerra
como el abrazo tras un día luchando
como el cuerpo desnudo al enamorado
como la bandera aún alzada de un ejército derrotado
como el pueblo oprimido levantándose en armas
como la infancia enterna en mi mañana
su sonrisa.

lunes, 28 de octubre de 2013

me niego a verles humanos



Hoy que el sudor está ennegrecido
que las manos encalladas se desgajan
hoy que las lágrimas no valen nada
que la acera cansada es pisoteada
hoy que el pueblo calla.

No me pidan que humanice
que mire a los ojos y me solidarice
que me tiemble la voz al dirigirme
a quien mira con desprecio
los ojos asustados de mi pueblo

Sudor limpio de verdad
uñas y dientes clavándose en su realidad
defendiendo con rabia tan solo su pan
¡que voy a humanizar!
a esos canallas!
que miran a los humildes y se jactan
¡que voy a humanizar!
a esos que pudiendo gritar y callan,
hoy vendré cansada
pues no hay siesta en este lado de la batalla
no hay descanso por eso no vale la cabeza gacha.

me niego a ver humanos
donde hay estúpidos lamiendo las manos de sus amos,
claro que se que lo son
pero yo no los quiero ver humanos
y si acaso de verlos quiero verlos sangrando
quiero verlos temblando
como tiemblan mis hermanos
como tiemblan nuestras manos

Golpean y me piden que les trate como humanos
que me hablan de que les duele dejarnos sin el pan
pero se sientan en nuestra mesa a comer y robarnos!
Y me dicen que de gracias
cuando dejan caer al suelo un puñado de migajas!

Me dicen apenados, estos hipócritas, que no duermen por las noches
si te duele el pueblo que haces mirándolos desde tu pedestal de derroche
que mentira maquillada nos vienes a contar
si desde arriba lanzan mendrugos y nos pretenden jalear
para que roguemos , gritemos como ganado con hambre
y vienen sus manos, las mismas que nos arañan a querernos alimentar

Los hay que callan, esos que aceptan esos que el miedo llena sus platos en la mesa
esos cuyo rugir de tripas intentan silenciar!
Que esclavos perfectos que pisoteados se conforman con callar
dicen que para el pan de sus hijos salvar
los hijos cuyo mañana ya mandaron a fusilar
no hay mañana para quien calla
pues solo le quedará una sábana blanca
traslúcida que no dice nada
endeble y a la cuerda bien atada
que cuando el viento la agita ni siquiera arruga sus pliegues
y nosotras no queremos ser sábanas blancas
queremos lienzos llenos de pintadas
queremos hijos que embadurnen las murallas
queremos hijos que cuando miren al pueblo sientan rabia
que clamen lo que otros callan
que se manchan con las manos encalladas
que se arruguen cuando el viento golpea sus mañanas.

Qué teméis perder idiotas?a quien creéis defender!?
pobres esputos de un sistema que les prometió calmar su sed
les lanzan gotitas de agua y estos tristes se creen vencer.

Que os prometieron traidores
para que pongáís el esfuerzo en al trabajador sacarle los colores
ese con el que compartes sudor y temores
y gastas saliva en escupir a su miseria
antes que en aguillotinar a quien lentamente os entierra
Os burláis, os reís, menospreciáis la lucha del pueblo trabajador
que títeres graciosos haciendo el papel de clase media
pero no os dáis cuenta
las mismas cuerdas que os atan son las nuestras
pero nosotras las vemos
y a conciencia las mordemos

no se dan cuenta
pobres infelices
están sentenciando el pan de sus hijos
un sol velado en cada amanecer, pobres desgraciados
yo prefiero cegarme con el sol
si tengo a mi pueblo a mi lado

sábado, 19 de octubre de 2013

en guerra contra la indiferencia




Agotamiento y cansancio...
lo que más rendida deja
es ese hueco
ese cuarto estrecho
y aún así infinito
esa habitación sin ventanas
esa opacidad en el aroma
esa niebla perenne
lo que más agota es la indiferencia.

No agota solo por la rabia
agotan sus artimañas
su despliegue de seducción
que a todos embauca
dando volteretas en los ombligos
litros de colonia empalagosa
sobre montañas de basura
y la gente inhala satisfecha.

Me agota
camino muy cansada hoy
hoy no fue por señalar al enemigo
sino de caminar entre la indiferencia
incluso de esos que llenan de saliva rabiosa la calle
y luego es solo eso
esputos diluidos en baba de borrego.

Hoy no puedo dormir, no he podido comer
ayer tampoco,
pensando en la indiferencia
¿por qué me desvela?
me acurruco en las mantas y entonces lo entiendo
a mi también me sedujo
me acarició, me susurró … me aplastó
y me sigue aplastando
me sigue lamiendo los huesos de esclava que aún cargo.

Tan oportuna, tan veloz
acude corriendo, desgañitada
y claro, le va la vida en ello
a tapar las heridas de todas las balas
que no se vea la sangre
almacenes de sedosas vendas,
se pone a limar las aristas de tus cadenas
no vaya a ser que se te claven
y luches con todas tus ganas por reventarlas.

Temor, abismo, me rindo...
sabiéndome su amante en tantas ocasiones
sucumbiendo a su embaucadora mirada que no mira nada
y hoy me siento agotada

Pero, espera...
hoy estoy agotada de esquivarla
de sortearla
de verla tan despiadada y clara
tan monstruosa mirada
tan fría ante el drama
me vuelvo pequeña de contemplar tan terrible asesina.

la indiferencia me deja temblando
pero el sudor que dejan gotear mis manos
es por luchar apartándome de sus senderos
cansada, sí, pero no vencida
reconociendo la tortura de mirar sin vendas
pero no imagino, ni quiero otra manera de mirar, una vez deshechas
no quiero esa felicidad edulcorada.


sábado, 12 de octubre de 2013

en medio de la vorágine



Ese halo que envuelve el otoño
ese tono que tiene la melancolía en las calles
esa opacidad de un atardecer que no sabe si frio o calor
que divaga entre el vaivén de una noche prematura y un día tardío
esa sensación a pies flotando
a pluma girando en el silencio
escurriendo los obstáculos de la voracidad de los días
asfalto, edificios, coches, avenidas, gente rápida
y mis pasos callados
como si fuera un fantasma
y las primeras farolas turban la luz
la luz que todo lo envuelve y todo lo cambia
y parece jugárseo todo a una sola carta
la de la atardecer y su magia,

¿Por qué la gente no se detiene
en medio de esa vorágine
a contemplar la sutileza de la luz ?
golpeando diferente en cada cristal
en cada cabello
en mi caminar
y me sorprendo cabizbaja
intentando no ser vista por el mundo
queriendo ser olvidada por un segundo.

hay un grupo de chicas hablando de lo que han engordado
otros comentan la lista de la compra
y en un paso de cebra un tipo considera
que un piropo vulgar es lo que espero
y es entonces cuando más te echo de menos
cuando la mediocridad todo se lo quiere comer
cuando los corderos balan al unísono de un compás aburrido
echo en falta cada tarde que no veo un atardecer contigo
porque de lo mediocre y apagado tu eres antagonismo
y de repente ese mundo opaco , aburrido
ese baile de clones me importa una mierda y todo tiene sentido
cuando revivo uno por uno todos los suspiros
y esa sensación a horizonte infinito
cuando me miras mis guerras cotidianas cobran sentido
¿que guardan tus ojos cuando hablando te olvidas de lo que me ibas a decir?
y te me quedas mirando así
así..
hacía tanto que nadie me dejaba sin saber ni como describir
será también la luz que nos alumbra
la que ahora nos ha tocado vivir
con las sombras acechando del porvenir
y oscuros callejones del pasado nos la quieren cambiar
pero la luz de todos los atardeceres parecen pocas cuando me miras así
continúo caminando
rozando en las paredes las palmas de mis manos
mirando a los gatitos agazapados de mi barrio
todos los días guardan un caldo de cultivo de poesía



miércoles, 9 de octubre de 2013

Che Guevara


Suena a reguero de sangre derramada
tan roja, tan de la tierra, tan humana.

Un fulgor encendido en su mirada
no era un mito
pero en el negro de sus ojos anidaba el infinito.
De la dulzura al reclamo a la lucha armada en su brillo.

En su puño se alzan
la voz de aquellos que vivieron con lenguas cortadas
las venas abiertas de los oprimidos
tintaron las balas del fusil que acompasaba sus latidos
suena su canción por latinoamérica
no se olvide su sensibilidad en la mediocridad de la estética.

Solo un hombre y tantas hijas e hijos huérfanos
Pariendo revolucionarios de sus rodillas jamás doblegadas ni en los peores infiernos.
Guerrillas cuyas bombas son los latidos
Tantos tiranos bien vestidos
tantos látigos sobre campesinos
y él solo hizo lo que debiera hacer cualquier hombre sencillo
sentirlo
apretar el gatillo,
sentirlo de veras
y así el odio se alza como bandera
contra el brutal asesino de la piel obrera.

Cómo no odiar con toda el alma
cuando con toda el alma e ama,
hasta el punto de apretar el gatillo
y se empuja un verso en su nombre escrito
Amor a los pueblos,
conciencia siempre en desvelo
Sin fronteras cuando se trata de extender el fuego.

No hay concesiones ni pacifismo
si se trata de combatir contra el capitalismo
si se trata de amar al obrero y campesino oprimido
si se trata de luchar contra el enemigo
sin dejar nunca de tratar al pueblo con mimo
acariciarlo con sigilo
conocer el dolor que forja sus fatigas y delirios

Caminando tosiendo en Sierra Maestra
la historia ante él doblega sus piernas
las que él nunca arrodilló
y se pelean los estribillos por bailar con su voz


No dudó en disparar
tal era al pueblo su lealtad
pues no se dejan huecos para sentarse en la mesadel enemigo
Si se es solidario no hay perdón posible para el capitalismo
Es tan hermosa su sonrisa
y tiembla en las página de guerra de guerrillas.
Guarda la carcajada de todos a los que callaron
Nunca te mataron
pues hoy aún sigues retronando
y está encerrado en millones de puños apretados
Como la poesía tierno, duro, revolucionario...


domingo, 29 de septiembre de 2013

sangre de pueblo obrero



el pueblo, el pueblo no está en una bandera
que limpio la sangre no para curar heridas
sino para ocultarlas
y nosotros queremos olerla
empaparnos con ella
embadurnarnos con esa sangre
saborearla mezclada con la tierra,
Pues es una sangre que nunca salió de rodillas clavadas
ni de lenguas mordidas por no gritar contra la barbarie
porque es sangre que tuvieron que sacar a golpes
sangre que sabe a lenguas cortadas
porque de otra manera no podían callarlas
sangre que sabe a pueblo en armas
no por gusto sino por defender lo que sus abuelos labraban,
carne viva de manos encalladas
que es mi pueblo
mi pueblo trabajador
no me digas que no amo a mi pueblo por no besar una bandera fascista
pues rebusco bajo las piedras la sangre de los míos
para lamerla sin descanso
pues llevan años intentando enterrarlos
pero cada aldea de este pueblo
en su recuerdo a su sangre en rebeldía
a una generación de lucha antifascista
peleada en las más hermosas sierras que hoy contempla nuestra vista
de aquellos que tanta tierra levantaron
tanto trabajaron
y que aún hoy son los mismos pisoteados
aquella sangre que salpicó mi pueblo
cuando cortaron tantos puños alzados

Desahucios

Sin ganar, siempre presos de la realidad
la derrota siempre en el espejo donde se van a reflejar
sin ganar si quiera el sol rendido ante la altura de las contrucciones
apiladas con manos de los que en los andamios tampoco nunca tienen nombre.
un sol que nunca llega a calentar
que le concede a la luna que saque a la soledad a pasear
En esos barrios el sol pasa de largo
pues ignora la sombra de los hijos de los olvidados
y la única luz que centellea es la de las cadenas de esclavos
donde van atados
todos los sueños que algún día soñaron
y que ya olvidaron
o que mejor dicho, a los que hace mucho renunciaron.

Los que nunca tienen nombre en la historia
los que nunca reciben la caricia de la memoria
y solo el sucio asfalto de su calle conoce el torrente que dejan sus lágrimas rotas
de tanto aguantar una garganta en congoja,
pues ni les permiten gritar
ni nadie se va a girar a escuchar
ni a nadie van a importar.

Se asoman de vez en cuando al balcón
a veces atraídos por la melodía de un vagabundo cantautor
otras temblorosas por las sirenas que vengan a echarles de su casa
siempre durmiendo con esa soga al cuello atada
siempre con el miedo de perder su nada, mañana
y a quién importa que les golpeen a patadas
por las escaleras que les llevan a una calle oxidada
de tantos caminantes que andan sin fijarse en nada
la ciudad se está acostumbrando, otra familia desahuciada

sábado, 14 de septiembre de 2013

mi hueco


Las cuestas del camino
que subo a regañadientes mientras escribo
grietas, obstáculos, me afano
me dedico a apilarlos
a amontonarlos
y con cuidado me los ato
bofetones en mi cara con mi propias manos
castillos que construyo y soplo hasta derrumbarlos
me descubro escribiendo en otros versos truncados.

Yo soy de saltar sobre los charcos
y ponerme perdida de barro
soy de sentir el cansancio del explotado
y de buscar flores pequeñas y frágiles reventando el frío asfalto.

Ando abriéndome el pecho a conciencia en un nuevo asalto
donde los puñales están solo en mis manos
y llegan las suyas...
apartando la densidad de mi bruma,

Por cada grieta que abro construye puentes
cada obstáculo que lanzo lo arroja a los trenes
que saludan en las noches en que viene a verme
y a punto de caer el otoño, el verano se detiene
vuelven las estrellas a hincarnos los dientes
y la luna se acurruca en mi vientre
donde desde su corazón entra tan fuerte
derramando los latidos que aprietan mis ganas de tenerle así de dentro siempre.

Coge impulso para empujarme a nuestros sueños
sus brazos agarrándome en tensión son armas contra nuestros dueños
y mirándonos a los ojos las gemidos se mezclan con el futuro
que planeamos abrazados cada vez que estamos juntos
Yo me quedo anudada en el hueco de su pecho que tiene el tamaño de mi mundo.

Sus sonrisas, sus miradas
cuando mientras camino se para
y le sonríe muy dulce a mi estúpido drama
se sienta despacio
tranquilo como su abrazo
sonríe y parece un niño descuidado
pero no sabe que es terrorista en todas las sedes de miedos más despiadados.

Va poquito a poco rebuscando
todos los escombros que cayeron en la soledad de mis harapos
Se pone con calma a reconstruir mi castillo
entre sus dedos se escurre mi arena hecha hilillos
y él lo vuelve a armar mucho más bonito
acaricia los golpes de mi espejo ensombrecido
y recoge todos mis restos desechados y caídos.

Él hace que todo lo que antes no tenía olor agite mi hocico
Él hace que hoy todo tenga sentido...
me levanta la camisa para mirarme un instante el ombligo
se muerde el labio, sonrío.

jueves, 12 de septiembre de 2013


No me había fijado
me gusta asomarme a la ventana cuando todos se han acostado
otoño por mi pelo rebuscando
ha dejado de oler a jara...
el invierno pasado se jacta
se empieza a enfríar la tierra por las mañanas
algunas mariposas se marchan

la tierra...
con mis pies se ceba
la tierra se extiende
se endurece
y la noto pegada
pequeñita piedras en mis plantas clavadas
está frío el suelo
el verano está de duelo
y las nubes se alzan lejos.
Las jaras ya no huelen
queda algún grillo rebelde
esos son los que valen...
y yo no me olvido de su cante,
que me mantiene alerta en los instantes.

Las estrellas están cambiando de sitio, me dice
y el cristal de armadura juega al despiste,
el cielo está dando la vuelta
y mi desequilibrio se da cuenta
y mi olfato se da cuenta
no huele a jara
los poemas se quedan sin flores blancas.

se acerca el otoño
no recuerdo el verano pasado
pero si las hojas de un otoño extraño
por la tierra voy caminando
y recuerdo todos los versos que lo han contado
el viento con las palabras despiadado
eso no lo he olvidado
todo ha pasado,
todo ha empezado
la ciudad sigue llena de puertas por todos lados
y yo me las quedo mirando
¿ha cambiado todo tanto?
El viento trajo humedad a este acantilado
él me ha arropado
y yo al abismo me sigo asomando
estoy tranquila, me gusta sentir el mundo así de dulce y tirano.
Nada importa tanto. 
quedan mariposas revoloteando...
enamoradas de mi caos

martes, 10 de septiembre de 2013

"en un mundo descomunal...."

Brutal la espuma
despiadada la marea que mecen mis sombras
y deja todas las orillas donde reposan mis náufragos
desgastadas
sin arena
¿a que vino esta vez la marea?
si las olas ya empaparon estos pies

Me acuerdo de esa espuma
que tanto mojó para secarse en un instante
y ahora me sorprendo mirando aquellos barcos estáticos
tan pesados, tan cargados, tan anclados
pero no fallaba su luz cuando la noche se traga el horizonte

qué fue hoy de mis alas
tan ansiosas de mojarse y salpicarlo todo...
Puedo ver un pez contaminado
de alquitrán enredado
volviendo negro todo el mar
y mis pies dejándose de nuevo helar
todo salpicado de mediocridad
en un instante el paisaje parece volverse de nuevo vulgar.
Aunque no es verdad
son estas jodidas sombras agazapadas. 
 
Sirenas que hoy han decidido no cantar
o cantan tanto que yo me volví sorda.
Parecen tararear aquello de "en un mundo descomunal, siento mi fragilidad..."

Hoy se rindió la montaña
soñando con el mar
pero este hoy tampoco se deja navegar
y solo quedan las letras de la soledad
escribiendo caprichosas donde nadie las quiere mirar

Estas mariposas estaban tan ansiosas...
y justo cuando iban a despegar
el viento trajo sequedad
solo fueron unos simples insectos más
y esta noche solo quieren empapar sus alas con la sal del mar

Se apedrea el suelo donde ayer me dejé deslizar...
que se pudran estas letras, que no vuelvan más
que se queden por siempre presas
en la espiral de mi fragilidad que tanto odio
donde el espejo abre un hueco donde me nombro.
Quizás su voz esta noche
quizás sus manos
... arreglase esta luna rendida...
quizás no, hoy tiene derecho a caer
entre asqueada, furiosa, orgullosa y resignada a ser quien es.

Que importa todo este sinsentido bailongo y sinuoso
hoy como ayer hay gente durmiendo entre cartones...



jueves, 29 de agosto de 2013

ratos

Como un funambulista
Caminando por la cuerda muy despacio
Cada paso delicado
Detenido
Pausado
Terciopelo en cada trazo
Suavidad en cada roce
Y el frío que venía altivo, se rompe
Hasta el grillo se ha callado
Enmudecido quizás nos está espiando
El campo se queda ensimismado
Como sus susurros en mi rubor clavados
La noche se detiene
Y el silencio trona fuerte
Las puntitas de la nariz jugando
Y el verano que se iba promete un nuevo asalto
…Otra noche de verano…
Su quietud y calma nos ha regalado
El mundo tirano me deja siempre un pie encallado
Pero esos ratos…
Contigo …Esos ratos…
Me recuerdan porque estamos luchando…
Saben los pisoteados
Del valor de esos ratos…
A tu lado…

martes, 27 de agosto de 2013

camino al trabajo

Cómo la mañana flotante
Como el amanecer de puntillas
Como las nubes anunciantes
De tristezas y maravillas
Parece la mañana una letanía
El frescor del verano atravesando las manos
El corazón calmado de no dormir entre clavos
Mi calle está en silencio
Él aún no se ha despertado
Voy caminando al trabajo
Una paz sombría anuncian los tejados
Me da miedo la paz del cementerio
Me da miedo pasar de la introducción a la trama del cuento
No me gusta demasiado el sol alumbrando tanto recoveco
Que deja a la luz todos mis callejones más feos expuestos
Él aún está vencido por el sueño
Ignorando los tirabuzones enredados de mi pelo
Y de repente todo lo temo
Pues se de mis tropiezos
No le conozco
Pero le quiero
Quien tuviera sus brazos ahora rodeando mi cuerpo
Despertando sobre su pecho
Haciéndome el amor antes de armarme para la guerra diaria
Las ventanas se abren para dejar paso al torrente del alba
Efímera tranquilidad que muere al batir las sábanas
El frescor de la mañana trae la derrota de agosto
El verano como siempre se fue de las manos
Solo es otro día sobreviviendo
Siempre con pánico al invierno
Pero siempre guardo un verso
Donde se que hay cadenas que se rompen en este mundo de esclavos

domingo, 25 de agosto de 2013

los hijos que occidente no llora



El desasosiego de las ciudades más dormidas
el no sentir nada de las civilizaciones vendidas
el despertar de las más desangradas
la sonrisa de las más asediadas
el dolor de los hijos que a nadie le duelen
los niños de oriente medio no se sienten en occidente
cuantas lágrimas derramas
cuando la tele te dice que lo hagas
cuantas caen cuando miras más allá de las cortinas veladas
de tus pestañas cegadas
tupidas con las mentiras de quien quiere que no veas nada
te duelen los hijos de los accidentes casuales
pero no te duelen los millones de niños masacrados a diario por el hambre
¡calificado como un desastre natural!
Hasta tal punto llega la manipulación del gigante occidental
Prensa progre maquillando la verdad
cacareando al unísono la palabras de un asesino Nobel de la Paz.

Ayer bombardearon escuelas en Oriente Medio
y ni si quiera te preguntas porque no lloraste por ello
paginas de la historia arrancadas
y otras sumamente explotadas
y no te preguntas nada
¿Recuerdas el horror de la carnicería nazi?
tremenda barbarie que no puede ser olvidada
Ni una duda existe para juzgar y posicionarte sobre esa página de tantas vidas arrancadas...

pero me pregunto, ¿cuándo miras a Palestina por qué no sientes nada?
dónde están tus lágrimas
donde tu odio a una OTAN criminal y tirana
que apila en sus filas más sangre de la que pueden recoger los libros de historia
Unos libros escritos con la rúbrica de quien se enriqueció con sus vidas robadas
Una OTAN experta en provocar guerras borrando sus huellas de las pistolas cargadas
que parezca que fuera el pueblo Sirio quien empezó la emboscada
para acusar a un Gobierno al que nunca le diste importancia
hasta que lo dijo el monstruo de la cara lavada
El señor Obama
tan terrible como un Hitler izando banderas de democracia
donde está tu desprecio cuando el pentágono se pliega en armas
para aniquilar a Oriente Medio con el pretexto de la libertad ensangrentada
EEUU moviendo las fichas del tablero
armando a mercenarios en las puertas de su infierno
maquillando su cara de amigos del pueblo
y mientras tu no quieres ni verlos
ni te preocupas por saberlo
el pueblo de Siria pierde peones en el tablero
a merced de las olas de un inmenso mar negro
orquestado por los mismos sionistas que cenaron huesos de palestinos muertos
los mismos sionistas que vendieron a su propio pueblo al nazismo
y ahora usan el argumento de la lucha contra el antisemitismo
pues así cuela el cuento para que los medios no digan quien es el verdadero enemigo
EL IMPERIALISMO
Hombres con traje anudando sus corbatas
limpian la baba de sus ganas por el petróleo que de ese sangrante pueblo emana
y cerdos como Fabra hacen negocio hoy en una Libia arrasada
donde se desplegaron armas de los mismo que dijeron estar en contra de la guerra
progres oportunistas haciendo negocio de toda esa tierra
multinacionales afilando sus dientes para robar sus pozos de agua
que abastezcan sus fábricas.

Todo un Oriente Medio del que nunca supiste nada
de repente como un peligro terrorista inminente te lo alzan
ignorantes de mierda ni os informáis de como despiertan esos pueblos cada mañana
como juegan los niños palestinos con los escombros de su drama
su sonrisa es una bandera de resistencia en mis palabras.
y hoy en Siria los niños claman venganza
y te atreves a juzgarles , a decir que les educan en odio
a tí que te educan en apartar la vista de esa realidad que cae por el pozo
y te declaras neutra ante un invasor tan obvio?
Desprecio a esa Cruz Roja alardeando de neutral ante el asesinato de inocentes
tu neutralidad abre fosos
donde enterrar las vidas de quien miro el horizonte más allá de sus propios ojos
has de posicionarte si aún no vendaron tus ojos
mirar al enemigo y señalarlo
solidaridad con los pueblos en resistencia,
en los niños educados para no ser esclavos
en los que alzan piedras contra el invasor armado