"mariposa, tu eres el alma de los guerreros..."

lunes, 24 de agosto de 2015

supe de la luna


Supe como saltó la chispa cuando el horizonte ardió
Pero no supe que ocurrió para que la luna no se atreviera
Las calles parecían poner una alfombra roja
Y las hojas de los árboles cuchicheaban entre risas.
No recuerdo como olía la noche ruborizada
Pero recuerdo el acento de senderos desconocidos
El movimiento de manos que hoy parece que fueron sueños.
Recuerdo el temblor del invierno
La boca seca de nervios
Flashes robados de algún verso que se creyó eterno.
No recuerdo futuro en los momentos,
Pero si recuerdo la habitación menguando hacia la nada
La mirada clavada en la ventana
La mano sujetando una última llamada
El zarpazo del león rasgando la casa,
Aunque el invierno llevaba días avisando que arañaba.

Recuerdo la pared donde dejé rendirse a mi espalda
Escondiéndome de las despedidas que se carcajeaban
Recuerdo una mañana apagada
Y el cajón del olvido que reventaba.

Ahora Vivo lejos de la ciudad
En cuyas paredes parecía publicitarse siempre mi fragilidad
Y las farolas iluminaban diapositivas de mis derrotas
El río parecía gritar todo lo que nunca me atreví  a hacer.

Olía a humo toda la ciudad
De los ojos que un día fueron llamas
Hoy ya no vivo en la ciudad
El río se ha tenido que quedar callado
Y el skyline de las montañas desvancó a la luna traidora
Aquí camino sin temor a las sombras

Pero no olvido que la luna es confidente y testigo de mis mejores y peores horas. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario